Copy
Estaba navegando por internet cuando me encontré una imagen sorprendente.

Un gatito, asomado a la mesa, miraba con ojos golosos una tarta.

Bueno, "tarta". En realidad era un pescado, aparentemente crudo, con unas velitas encendidas clavadas en su lomo.

Se ve que era el cumpleaños del gato, y sus dueños le habían preparado esa sorpresa.

"Puahg, qué asco", pensé al verlo.

"Jamás me comería eso... y debe oler... puagh". (no, no me veréis en un restaurante de sushi).

Y efectivamente, si en mi cumpleaños me preparasen una "tarta" así... vomitaría. ¡A mí que me den chocolate!

Pero no era mi cumpleaños, era el del gato. 

Y al gato ese pescado crudo le sabría a gloria.

Dale Carnegie, en su clásico (y de verdad que recomiendo leerlo) "Cómo ganar amigos e influir sobre las personas" introduce un capítulo en términos parecidos:

"Solía ir a pescar a Maine durante el verano. Personalmente me encantan las fresas con nata, pero me había dado cuenta de que por alguna extraña razón los peces prefieren los gusanos. Así que cuando iba a pescar, no pensaba en lo que yo quería. No ponía fresas con nata como cebo. Lo que hacía era poner un gusano, o un saltamontes, y ofrecérselo a los peces".

Claro, resulta evidente que a un gato le gusta el pescado crudo y a nosotros no.

O que a un pez le gustan los gusanos y no las fresas con nata.

Pero curiosamente nos cuesta más aplicar el cuento cuando quien está enfrente pertenece a nuestra misma raza humana. Casi sin darnos cuenta creemos que los demás ven el mundo a través de nuestros propios ojos.

Y no, nada de eso; pueden ser tan distintos de nosotros como lo es el gato.

Para remediar ese sesgo, hace falta empatía.

Y ojo, que empatía no es vivir las mismas experiencias que el otro. No tienes que "comer pescado" para saber cómo se siente el gato.

Empatía es entender que "el gato tiene la misma sensación cuando come pescado que yo cuando como tarta de chocolate".

Y a partir de ahí, actuar en consecuencia.
  • ¿Quieres ver este mensaje en tu navegador? Puedes verlo aquí
  • ¿Quieres ver un listado de los correos más recientes que he enviado? Puedes verlo aquí
  • Tu apoyo, y el de resto de personas que me leen cada semana, me anima a seguir enviando la newsletter. Ahora puedes apoyarme de manera más explícita, desde solo 3€, a través de ko-fi.
Copyright © 2021 Raúl Hernández González, All rights reserved.


Want to change how you receive these emails?
You can update your preferences or unsubscribe from this list.

Email Marketing Powered by Mailchimp